Mañana fría

Mañana fría

Por Jared Cacelis

Jared Cacelis
Escritor radicado en México. Amante de la literatura y los poemas.

Qué mañana tan fría, la neblina baja y cubre mis recuerdos,
los recuerdos de ayer, que recuerdo como si fuesen de hoy.
Vivo en el ayer, pensando en el mañana, sin saber de mí en el aquí.

Hasta la sombra de los árboles es tenue con la intensidad del sol;
hasta mi mayor deseo, se ve pisoteado por la cruda realidad;
mi alma en pena se encuentra, las manos me tiemblan.
Qué mañana tan desgastante.

Ni la taza con café más caliente, hace que las frías palabras de tu adiós se templen.
La neblina se convierte en mi aire, y en mis pulmones hay Helio, que hace mi voz más aguda a la hora de intentar hablarte.
Qué mañana tan farsante.
Que a la hora de entrar el sol por mi ventana,
juraba un buen día, pero por tu neblina, la desidia me has contagiado.

Mi llorar es hielo, y mis palabras son humo a la nada;
esta mañana pude tenerte entre mis brazos, hechos lazos para no soltarte,
y entrar en nuestro calor con besos de fuego;
pero hoy, de ése fuego, cenizas en mis labios quedan,
sabor: amada efímera.

Mañana fría, página en mi vida pérdida.

Autor: Jared Cacelis©

Facebook Comments